martes, 9 de octubre de 2012

Actitud...

…A borbotones. Eso es precisamente lo que la banda neoyorquina Manitoba se encargó de derrochar sobre el escenario de la SalaEgolive, en nuestra ciudad, en Alcalá de Henares. ¡Un concierto que Los Sultanes Del Swing no nos podíamos perder!


 Son pocas las personas, artistas o bandas que vencen y convencen allá donde vayan… Pocos los que nacen con esa cualidad, con ese don. Pues bien, una de ellas es sin lugar a dudas y sin miedo a equivocarnos el señor Richard ‘Handsome Dick’ Manitoba, que es el peculiar cantante de (como no podía ser de otra forma) Manitoba.

La trayectoria vital y profesional de este tipo es de ciertamente interesante: a mediados de los 70 se convirtió en el frontman de The Dictators, una de las bandas más relevantes del Punk-Rock de NYC y del mundo mundial; después, con el paso del tiempo ha logrado adquirir el estatus de veterano líder y referente (casi espiritual) para las nuevas generaciones que se iban sumando al carro; así como el de adalid y defensor a ultranza de ese Rock and Roll primigenio, básico y elemental que tanto nos gusta a todos nosotros; sin olvidar que actualmente también es un personaje radiofónico allá en los States… ¡Casi nada señores!


 Porque la clave del asunto, de la actitud, no consiste en dejarse un pastón para vestir a la moda o en hacer aspavientos sin sentido alguno, no… La actitud es algo innato que no se puede aprender o ensayar. Se tiene o no se tiene, así de simple. De esa forma es como Handsome Dick, con su sempiterno gorro y sus cadenas consiguió atrapar a todos los asistentes a base de entrega, cercanía, labia (aunque a veces no entendiéramos ni papa, esa forma de expresarse y dirigirse al público en plan Robert De Niro funcionó perfectamente) y con esa fuerza y convicción inquebrantable en la música, en el Rock and Roll:



Para los que no lo sepan, Manitoba se puede considerar (problemas legales a parte) una nueva reencarnación de The Dictators que cuenta entre su formación actual con las guitarras de Ross The Boss (The Dictators y exManowar) y de Daniel Rey (compositor-productor de Ramones y miembro de Wild Kingdom), con el baterista JP Patterson (miembro original de TD) y con Dean Rispler (de la banda de Hardcore neoyorquina Murphy´s Law) al bajo eléctrico. Vamos, que los que se subieron al escenario la noche de ayer tenían talento para regalar, más pedigrí que un concurso canino, más… Ya me entienden.



Fotos de todos los miembros de Manitoba excepto de Daniel Rey, que se me escapó vivo.


La banda estaba perfectamente engrasada e iba como un cañón de compacta, rápida e intensa pero permítanme que como hijo de un baterista (no sé cuántas veces habré podido contar por aquí y a mis amigos aquello de que de chaval mi padre estuvo a punto de grabar con los Burning el disco ‘Madrid’) y como persona que siente predilección por la percusión, prestara un poco más de atención a la labor de JP Patterson, que hay que comentar que se dejó las articulaciones y los huesos de los brazos al darle semejantes estacazos a la batería, ¡qué bestia parda!. Fue en esos momento cuando entiendí la razón de sus coderas, muñequeras y demás protecciones…

Sobre los guitarristas y el bajista, pues otro tanto de lo mismo… Pero para qué seguir hablando si podemos poner la última canción (más bien temazo) con la que cerraron el show. “California Sun”:



¡Nos oímos!

5 comentarios:

  1. Tres veces he visto a los Dictators en directo entre 1997 y 2003, y jamás me han decepcionado; seguro que esta vez fue igual, aun sin Andy Shernoff con ellos. A quien no les conozca, le recomendaría sus cuatro álbumes en estudio y su vuelta al ruedo de 1990 como Manitoba's Wild Kingdom, "…And You?".

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Que clase de crónica es esta en la que hablas generalidades de Manitoba pero nada sobre el setlist que tocaron???. En fin ... de pena

    ResponderEliminar
  3. Gonzalo: un espectáculo muy serio, sí señor.

    Anónimo: lo de coger el setlist o tracklist y fusilarlo sí que me parece una generalidad. En esta entrada hemos hablado de la actitud y predisposición de Dick Manitoba sobre el escenario, de la formación de la banda (en este blog nunca hemos hablado de The Dictators y ya aprovechamos para hacer un poco de historia) y hemos puesto dos de las canciones que sonaron en el concierto... No me parece tan simple. Al siguiente le pondré el tracklist más detalladamente, si se siente mejor así. Gracias por comentar, anónimo.

    ResponderEliminar
  4. Hombre ... lo de no poner ni siquiera el setlist me refería el que no hacéis ni referencia a los temas que tocaron (exceptuando el comentario sobre que tocaron California Sun para acabar), por ejemplo el pedazo de solo a 2 guitarras en "Slow Death" que se marcaron Ross The Boss y Daniel Rey, el "buenrollismo" que siempre se respira cuando tocan "Stay With Me", el que tocaron "a piñon" y sin apenas "charlas de Manitoba" ni descansos entre los 12 temas anteriores al bis, etc. En fin, una crónica algo más centrada en qué canciones tocaron y enn la profesionalidad y actitud que lo hicieron a pesar de la POBRÍSIMA (y lamentable para todos los que se lo perdieron) afluencia de público en la sala. Solo eso. Por cierto, un 10 para la sala EGO, es espectacular en todo (sonido, precio de las consumiciones, trato del personal que trabaja alli, etc.).

    ResponderEliminar
  5. Pues tiene toda la razón anónimo, se me escapó detallar algún que otro momento como los que señala: los solos y el buen ambiente que hubo... (salvo en lo de la actitud, que de eso sí que hablamos en la crónica). Pero vamos, que le pediría que la próxima vez que comentara aquí o en otros sitios intentara cuidar su primera opinión lo máximo posible, para así no tener que matizar y concretar después. Opinión que siempre se tendrá en cuenta, como podrá ver en las próximas crónicas que podamos hacer. ¡Saludos!

    ResponderEliminar